Diario “La Vanguardia”, de Balcarce. Nota: Graves denuncias contra los directivos de la Cooperativa. (*)

Habla el misterioso señor Mansilla.

Fue asesor de la Cooperativa de Electricidad. Dice que trabajó en negro y denunció irregularidades en la facturación.

En la última sesión del Concejo Deliberante se aprobó de manera unánime un pedido de informes dirigido a la Cooperativa de Electricidad y al OCEBA para conocer cuál es la situación económico financiera de una de las instituciones más importantes de la ciudad y que pertenece en partes iguales a todos los balcarceños. En ese pedido de informes, que avanzaba sobre un terreno pocas veces explorado, se hacía especial hincapié en la figura de un supuesto asesor de la Cooperativa, Alberto Mansilla, sobre quien había muy pocas referencias. Tras oficializarse la comunicación, el diario La Vanguardia mantuvo contacto exclusivo con Mansilla, quien reside en la localidad de Pilar, y quien no sólo aclaró su relación con la entidad sino que además formuló graves denuncias.

- Mansilla, ¿cuál es su vínculo con la Cooperativa?

- Bueno yo el 24 de enero llegué a la Cooperativa porque durante muchos años fui amigo de Jorge Guzmán. Mi trabajo es el de relacionista público, y hace muchos años que estoy en política y en este tiempo me he vinculado con políticos a nivel nacional e internacional. Yo me había quedado sin trabajo, y Guzmán me llama y me lleva a Balcarce y me instala en el Hotel Puerto San Julián donde viví cerca de tres meses y todo corrió por cuenta de la Cooperativa, como también los gastos del restaurante que está a media cuadra. Así fue que me vinculo a la Cooperativa, sin ningún contrato, por lo que me pagaban en negro. Así comencé a realizar distintas gestiones en varios ámbitos para la entidad, incluso para el Rotary Club para conseguir un subsidio y de eso puede dar fe el señor Néstor Roldán. También en determinado momento le presenté a Guzmán al intendente Curto que fue a pedir el 30% que le faltaba para terminar el centro de salud y quería un subsidio de la Provincia. Curto le dijo que el subsidio se lo iba a conseguir a través del ministro de Salud bonaerense, el doctor Alejandro Collia, y que lo único que tenía que hacer era redactar una nota entre el presidente de la Cooperativa y el intendente Echeverría. En esa ocasión, es más, el intendente Curto de la Municipalidad de Tres de Febrero le dona a la Cooperativa una ambulancia que nunca se fue a buscar.

- ¿Qué tiene que ver y por qué se fue a ver al intendente Curto?

- Porque ese era mi trabajo. Presentarle gente. De hecho lo llevé a la Cámara de Diputados y los presenté con el contador Pablo Gatti que es el segundo de Echegaray en la AFIP por una deuda que tenía la Cooperativa. A esa reunión van los contadores, los abogados, el secretario Vago, el señor Néstor Roldán, el presidente Guzmán y yo. Ahí la Cooperativa pidió que se le condonara la deuda cosa que no se podía, por lo que la AFIP le ofrece una posibilidad de pago en 50 o 60 cuotas. Ellos dicen que no lo pueden pagar y se van con las cabezas gachas y decepcionados. Yo me quedo a solas con Gatti y me dice que la única manera de resolverlo era con una decisión de la Presidenta y que si ello ocurría “en 24 horas tienen el plan de pagos”. Se fue gestionando esto paralelamente con reuniones con gente de la ministra Alicia Kirchner y la doctora Mirta Pulido que es asesora y amiga de la ministra. Es decir, todas fueron gestiones, por eso yo no tengo problema en ponerme ante la opinión pública, el Concejo Deliberante, el municipio o el periodismo porque esto que digo no sólo es real sino que tengo testigos.

- ¿Usted entonces no estaba contratado por la Cooperativa?

- No, yo estaba colaborando primero por una relación de amistad con Guzmán y después pasé a ser su asesor en estos temas que buscaban soluciones para la Cooperativa. En un momento me llama y me dice que no me podía seguir pagando – lo que me daba eran 2.000 o 2.500 o sumas inferiores y me pagaba el hotel y el restaurant – tengo un testigo de eso. Primero me llevó a vivir a mi hijo a Balcarce, también en el hotel, y luego, dos meses después, llega también mi hija con un bebé, hasta que Guzmán me consigue una quinta en 79, 30 y 32 que paga él y firma el contrato. Ahí estuve un tiempo hasta que un día voy a trabajar como todos los días y me dice “mirá Alberto no te puedo seguir sosteniendo porque no hay resultados”. Antes de esto que comento, yo llevé a Guzmán a una reunión a la casa de los abogados del doctor Parrilli, secretario general de la Presidencia, donde las 216 cuotas que le daba el gobierno ya estaban listas para ser aprobadas, pero había surgido que había 70 juicios contra la Cooperativa– entre los que está la Municipalidad de Balcarce – desde el año 2004 al 2011. Algunos habían prescripto y en otros ni siquiera se había presentado un oficio, ningún abogado se había presentado como patrocinador. Si uno se fija por Internet a través de la mesa virtual del Poder Judicial de la provincia, ahí figura que nunca se presentó nada.

- Mansilla, acá figuran facturas por $ 3.500 que usted supuestamente cobró. ¿Esto es real?

- A qué tipo de facturas se refiere puntualmente.

- Por ejemplo a la del 7 de junio de 2011 por ese importe por gestiones ante el gobierno nacional y AFIP. ¿Por qué?

- Porque con esas facturas, sacaban $ 1050 porque tenía una extensión de una tarjeta de crédito Favacard y me la descontaban de ese importe y lo otro se lo entregaban al hotel y al restaurante.

- ¿Pero también hay un cheque por ese importe que usted cobró?

- Eso sí me lo pagaron entero pero eso fue porque yo hablé con Carlos Vago porque necesitaba ese dinero en marzo para traer a mi hija de Mercedes y para comprar unos remedios, y para moverme. Por otra parte, yo, como todos, trabajo por dinero no por amor al arte.

­- ¿Pero entonces nunca estuvo claro qué remuneración iba a recibir usted por parte de la Cooperativa?

- Jamás. Es más Guzmán cuando me llevó a Balcarce me dijo que me iba a hacer entrar enla Municipalidad. Hoy hasta donde sé se deben 16 mil pesos al hotel y al restaurante, y en su momento por eso se me consiguió esa quinta para vivir por $ 1300 mensuales.

- Pero esos gastos suyos quién los pagaba ¿Guzmán o la Cooperativa?

- Por lo que sabía lo pagaba la Cooperativa. Aunque es confuso, porque él mismo en algunos lados decía que lo pagaba él y otros decía que lo pagaba la Cooperativa. De hecho, a la gente del hotel le dijo “todo esto corre por cuenta dela Cooperativa” y es más una de las facturas que vi dice Cooperativa Eléctrica.

- También hay circulando un resumen no oficial que dice que en general usted facturó 16.450 pesos en concepto de asesoramiento empresarial. ¿Esto es real?

- Bueno la factura número 1 fueron esos $ 3.500 del cheque del 17/3 que es verdad; la número 2 son $ 3.650 que no los percibí.

- ¿Cómo no los percibió?

- No, está mi sello y la palabra “pagado” pero yo recibí de esa plata $ 1.000 y       $ 2.650 eran para pagar el hotel y la tarjeta de crédito que era una extensión de la secretaria de Guzmán porque como yo trabajaba en negro no tenía recibo de sueldo. Claro que los gastos de la tarjeta son míos aunque no sé si ella alguna vez la usó. En ese panorama todos los meses me empiezan a descontar los gastos de la tarjeta del importe que facturaba. Después aparece la factura número 3 que es del 26/4 son $ 3.500 de los cuales percibí $ 1.000 nada más, por lo que el resto fue para el hotel y restaurante según me decían porque yo nunca vi nada. Después Guzmán me hace hacer la factura número 8 de $ 2.300 que era un dinero que ellos me habían adelantado en vales que se pueden pedir porque deben estar enla Cooperativa. También está la factura número 7 del 30/05 por $ 2.600 que esos sí me los dieron en mano. Es decir, si se suma lo que yo cobré no llega nunca a los $ 16.450 que figuran en ese resumen. En el final me hacen hacer una factura con fecha 8/7 – fecha en la que no llegamos – por $ 3.800 de la cual no recibí un peso. Supuestamente la idea era pasar esa factura y seguir pagando el hotel y restaurante.

- ¿Usted dice que se facturó algo sobre gastos que no se habían realizado?

- Exacto. Después me piden hacer una factura con fecha 8/8 por $ 3.800 de los cuales no voy a ver un solo peso. Y otra para el 20/8 donde Guzmán me hace hacer otra de $ 3.500 que las tiene el tesorero. La última factura que yo le hago, la número 12 del 13/6 es $ 3.400 que eso sí me lo dieron.

- ¿Mansilla por qué aceptó usted hacer facturas por algo que todavía no había ocurrido?

- Porque yo hasta ese momento tenía trato conla Cooperativa. Un día hablo con Vago y me dice “a vos te trajo Guzmán que se arregle Guzmán” porque supuestamente el gremio estaba criticando alguna situación.

- ¿Y cómo terminó?

- Mal. De hecho lo llamé a Guzmán y me dio $ 400 a través de Daniel Ramundo.

- ¿Hoy ya no tiene ningún vínculo con la Cooperativa?

- No, de hecho nunca lo tuve. Y es más hay una factura que le han agregado un 0 y que dice $ 35.000 pesos y que creo está en el Consejo. Así son las cosas. Yo no soy un cuatro de copas y se han abusado de mi confianza. No tengo nada que ocultar y nadie me va a ensuciar con este tipo de cosas.

(*) Nota aparecida en el Diario La Vanguardia, de Balcarce el 2/3 de julio de 2011. La copia textual incluye los errores en la puntuación.  Decidimos publicar la nota completa para todos aquellos lectores que no pudieron hacerse de la copia impresa.

Para una lectura crítica de ésta noticia click acá.

About these ads

Deja un comentario

Archivado bajo Balcarceñas, Medios, Noticias comentadas (de ayer y de hoy), Política

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s